Anticapitalismo Artículos de opinión

#1deMayo y postmodernismo

1 de Mayo de 1886, en EEUU se inicia una huelga que termina con el asesinato de los ya conocidos Mártires de Chicago.
1 de Mayo de 2017, en España se inicia una resaca que termina con dolores de cabeza, conocida como post-Viña.
Hoy podría llenarme del falso discurso de los grandes sindicatos, de los grandes partidos, pero prefiero llenarme de la rabia habitual del obrero, llenarme de la verdad y de la realidad que nos rodea, esta realidad no es alentadora, al contrario, un día combativo como el de hoy se termina convirtiendo en un día festivo, un día en el cual las jóvenes deberíamos salir a las calles, deberíamos concienciarnos de la importancia de la huelga permanente como proceso revolucionario, pero no, resaca tras un festival capitalista que se tiñe del manto de ser del “rollo”.
Las calles igualmente se llenaran de trabajadoras, todas hartas, cansadas, pero delante de estas masas llenas de rabia contra su opresor tenemos al opresor, y es que no hay mayor opresor que un sindicato vendido al capital, ¿quién es aquel que dice defendernos pactando con la patronal? Sencillo, es el traidor, el judas del proletariado.
Hoy a los que nos gusta desayunar leyendo periódicos, tanto físicos como digitales, nos llenamos de sonrisas irónicas, discursos sobre explotación, sobre lucha, sobre movilizaciones, pero, ¿cuánto hace de la ultima huelga general? Quizás, solo quizás, los partidos que presumen de ser la vanguardia del pueblo (Podemos) prefieren sacar autobuses, si mejor contaminar que movilizar, pero ya sabemos su discurso, cambiarlo todo desde dentro, puro reformismo contrarrevolucionario.
Hoy las calles se tiñen de rojo, por suerte no es el rojo que lleno las calles de Chicago, no es el rojo de los mártires muertos, pero es un rojo que no nos llena de felicidad, es ese rojo del cual se apoderan UGT y CCOO, ese rojo que tira al azul popular, pero nos perdemos entre colores.

Resultado de imagen de proletariado
Hoy 1 de Mayo, día de resaca para algunas y para otras de movilización no gana nadie, realmente quien gana y seguirá ganando es el sistema, proletarios que se van de puente, otras que se manifiestan pero mañana habrán olvidado el que, y no culpo a las obreras, no caeré en el análisis posmodernista. Si hay algún culpable somos nostras mismas, las que participamos en la lucha social, pero sobretodo la culpa es permitir liderar cualquier acto multitudinario como hoy a gentuza traidora.
La reflexión es propia y privada, y no culpare a nadie de su comportamiento reaccionario, centrándome en los del Viña, porque quizás no se merecen nuestra atención, quizás no se merecen mas que la expulsión de cualquier asamblea. Nos dirán que si, que van a la mani de Viñarobledo o donde sea, pero que mani es esa que se va de resaca, no se puede ser mas imbécil. No puede pretender luchar, no puedes pretender homenajear a todas las que han muerto por la clase obrera, yéndote de resaca a una mani, o peor entonces, yendo de empalme. Es triste que las bases de la mayoría de los movimientos juveniles comunistas se hallen en tal estado de alienación, en tal comportamiento contra revolucionario, su estupidez, su falta de conciencia, su comportamiento infantilista ante su deber, es una vez mas, triste y decepcionante.
Pero permitamos tener un momento de esperanza, otro Uno de Mayo hay movilizaciones y habrá gente en las calles, tenemos motivos para sonreír y seguir, porque si perdemos la esperanza y las ganas de combatir, habremos perdido la guerra.