Arte Visual Cultura

El regreso de Gorillaz: Posmodernidad, crítica social e innovación tecnológica

Tras seis años de letargo entre los que Damon Albarn aprovechó el tiempo para volver a unir a Blur y hacer una gira internacional, “el grupo que no existe” ha vuelto para anunciar un nuevo disco para el 28 de abril de este año. El disco se llamará “Humanz” y aunque ayer conocíamos su canción principal, lleva fraguándose el regreso desde verano, cuando el grupo publicaba por Twitter vídeos animados con estética y enseñas de Corea del Norte cuando llevaba desde 2012 sin tuitear. El single principal se llama “Satunz Barz (Spirit House)” y en apenas una hora ya acumuló más de tres millones de reproducciones en Youtube, superando así al primer single de “Humanz” que lanzó la banda: “Hallelujah Money” que por una parte fue ampliamente abucheada por los seguidores más clásicos de un grupo tan poco clásico como este y por otra parte fuertemente aplaudida al ser una canción de protesta y crítica contra Donald Trump.  Lo que hace tan especial a esta canción es su videocilp, que ofrece la posibilidad de verlo en las condiciones de siempre o mediante una experiencia 360º para poder interactuar en medio de la canción.

A continuación os dejamos el enlace de Satunz Barz para que podáis disfrutarlo por vosotros mismos:

Gorillaz es una banda de rock alternativo que nació en 1998 de manos de Damon Albarn, vocalista de Blur (una de las bandas referentes del pop británico de los 90) y Jaimie Hewlett, conocido por ser el animador de los Juegos Olímpicos de Pekín y sobre todo por ser el dibujante del cómic “Tank Girl”, protagonizado por una chica anarquista a bordo de un tanque y con un novio canguro-mutante. Aunque en un concierto de la banda puedan encontrarse cincuenta personas entrando y saliendo del escenario, los únicos fijos son ellos dos, la voz y el concepto visual, los instrumentalistas y colaboradores suelen ir y venir según el país dónde se encuentren para dar un concierto o para grabaciones. Además, los integrantes que caracterizan a Gorillaz no son su cantante y su dibujante, sino los personajes animados que ellos crearon y a los que se conocen mediante cómics, cameos en programas de televisión y todo tipo de plataformas audiovisuales. A esto mismo se refieren los críticos musicales cuando hablan de ellos con la expresión usada en el párrafo anterior: “el grupo que no existe”.

La banda surge en su momento como una reacción a la música de la MTV, según sus propios creadores. Desde el principio se ha caracterizado por ser quizás una de las bandas que más juegan con los géneros e integran unos con otros, podemos observar toques de rock, hip hop, indie, música electrónica, pop, jazz y soul en todos sus discos. Esta misma característica les ha servido para conseguir detractores de todo tipo de gustos, edad y convicciones.

El otro gran punto que caracteriza a Gorillaz es la innovación tecnológica, ya que aunque sus videoclips comenzaron siendo simples animaciones en 2D, fueron pioneros en usar el 3D tanto en vídeos como en conciertos, siendo el primer grupo del mundo en usar hologramas durante sus conciertos, puesto que en la poca de “Demon Days” los músicos aún tocaban detrás de la pantalla donde se proyectan los personajes virtuales. Los que siguiesen a Gorillaz en el apogeo de su tercer disco, “Plastic Beach”, recordarán la gran innovación en el mundo de la música que llegó a ser cuando unieron el 2D y el 3D en sus videoclips, aquellos resultados en 2010 eran totalmente hipnóticos. Ese mismo año publican otro disco, “The Fall”, un disco que fue compuesto íntegramente con un iPad y una app para crear y editar sonidos. Aunque cada día la innovación y la originalidad van más allá de lo concebido como ya han demostrado con “Saturnz Barz”.

Gorillaz ha tenido colaboraciones con todo tipo de músicos, desde Snoop Dog o los integrantes que quedan de The Clash hasta  Lou Reed o Madonna, pasando Little Dragon o De La Soul que ya son casi de la familia para nuestros británicos dibujos animados. Para este nuevo disco vuelven viejos conocidos como De La Soul, Grace Jones (cantante jamaicana que ya cuestionaba los estereotipos raciales y sexuales en los 80), Mavis Staples, Kali Uchis, o la Orquesta Sinfónica Siria, con la que ya han grabado su primera canción instrumental “Crashing Down”.

Aparte de Saturnz Barz, Hallelujah Money y Crashing Down, Gorillaz ha subido tres canciones más sin videoclip para hacer la boca agua: “Andormeda”, “Ascension” y “We got the power” que por desgracia han quedado relegadas de protagonismo por Saturnz Barz.

Después de esto nos tocará esperar hasta el 28 de Abril, fecha que ya está marcada como el final de un largo letargo que ya ve la luz.

José Aurelio Atenza Martínez
Estudié Periodismo en la Universidad de Murcia. He pasado la vida entre hospitales, libros y películas. Ahora escribo lo mejor que sé y todo cuanto puedo. Tengo una ideología y no dudaré en usarla.