Artículos de opinión

Sobre la legitimidad democrática de Trump

La victoria de Donald Trump en Estados Unidos ha causado una serie de preguntas que ha suscitado a la política estadounidense y que en general también ha tenido su efecto en todo el mundo, en especial en occidente, es inevitable pensar como los medios han tratado a Donald Trump y que su victoria nos haya suscitado tanto miedo y tantas dudas al mismo tiempo. Sinceramente, en España el único partido que abiertamente ha apoyado a Trump ha sido Vox, un partido que lo único que tiene de partido son 4 concejales en la España profunda.

Una de estas preguntas ha sido ¿Donald Trump tiene legitimidad para hacer lo que realmente quiere?, a primera vista, la respuesta se puede afirmar con un si, pues ha ganado las elecciones, pero en realidad, hay que hacer un analisis mas profundo, un analisis personal y a su vez, político.

Primero, debemos hacernos una pregunta, ¿Donald Trump ha ganado las elecciones? Si, pero no, es decir, el sistema electoral estadounidense, al igual que hizo en el 2000, le ha dado la victoria a quien mas votos electorales tenia y no a quien mas voto popular tenia, esto de primeras ya supone un problema para Trump, pues realmente no ha ganado las elecciones si lo miramos desde una perspectiva distinta, y es aquí uno de los problemas que Trump tendrá que lidiar en sus 4 años, Bush logró sobrevivir gracias al atentado de las Torres Gemelas, que logró unir a los EEUU en contra de una amenaza externa, pero no creo que Trump tenga que verse en esa misma situación, lo cual hará que sus 4 años al frente de los EEUU se hagan realmente complicados.

Segundo, la disidencia interna dentro del Partido Republicano respecto a Trump, complicará su facultad de pasar leyes mediante los órganos legislativos, porque aunque el Partido Republicano tenga mayoría en ambos, hay voces críticas importantes en el seno del Partido Republicano en contra de Trump. La familia Bush criticó abiertamente a Trump, incluso en el día de las elecciones, sus miembros votaron en blanco, lo cual demuestra que dentro de un Partido Republicano dividido, será complicado legislar.

Tercero, la oposición mediática y popular, hay una frase del pintor Salvador Dali que quisiera recordar, Que hablen bien o mal, lo importante es que hablen de mi, esta frase creo que puede entenderse con la victoria de Trump, pese a que gran parte de los periodistas y diarios estadounidenses le dedicaban muchos artículos donde criticaban todas y cada una de sus políticas que el pretendía hacer, el ha logrado un gran apoyo, y en parte puede deberse a que los periódicos dedicaban mas tiempo a hablar de Trump que ha hablar de cualquier otro candidato, incluso a los candidatos del Partido Demócrata, lo cual hizo que mucha gente tomase interés por Trump y sus políticas, las cuales avivaron a ciertos sectores de la población desencantados con la etapa de Obama y querían un cambio conservador, querían una reacción, por algo su lema ha sido Make America Great Again, en referencia a volver al pasado para ”hacer América grande otra vez”. Sin embargo, estos últimos días se ha visto que Donald Trump no gobernará tranquilo, al menos no aparentemente, varias protestas se han extendido por todo EEUU en contra de Trump, y si finalmente obliga a México a pagar el muro, podremos ver como en las calles de Ciudad de México se movilizaran miles de personas en contra de Trump y de su imperialismo.

Ultimo, asimismo, es decir, uno de los peligros de Trump es el mismo, él es un peligro para si mismo porque tiene un pasado, él es un actor, seamos sinceros, Trump es un actor, un actor que ha logrado hacerse famoso por despedir gente, algo que le ha caracterizado durante años, y él es una figura de la cultura americana importante, él es el carisma y la fuerza que puede poseer cualquier persona con un poco de seguridad en si mismo y una buena capacidad para hablar, y ese es su problema, que es lo que y que de momento lo será, algo que sinceramente Hillary no tenia y que ha podido jugar un factor importante a la hora de ser el ganador en algunos estados, pero que no le ayudará a mantener una política firme y de carácter lineal.

Rubenish
Amante de la Historia y de la filosofía. En ocasiones veo muertos, sobre todo en libros.