Antifascismo Artículos de opinión

Los asesinos del Bósforo

Hoy hace 16 años, un hombre llamado Enver Şimşek fue asesinado en Nuremberg, Alemania; este asesinato fue el inicio de muchos otros que ocurrieron dirigidas por tres personas, Beate Zschäpe, Uwe Mundlos y Uwe Böhnhardt, que actuaban bajo las siglas del NSU (Nationalsozialistischer Untergrund)que las podriamos traducir como ”Nacionalsocialismo clandestino” o ”Clandestinidad nacionalsocialista”.

10 personas murieron entre 2000 y 2007 a manos de estas tres personas, todas las victimas eran de origen turco o griego, por ello recibieron el nombre de ”los asesinatos del Bósforo”, todas las victimas eran personas que residían en Alemania y que poseían pequeños negocios, como locales de venta de Kebab o incluso sastres, su ultimo asesinato fue a una policía alemana en 2007.

El mayor atentado de dicha organización ocurrió en 2004, cuando colocaron una bomba en una área de negocios en Colonia, que era habitada principalmente por turcos, pero no hubo ningún fallecido, solo 22 heridos.

Dicho grupo se financiaba mediante atracos, pero después de un atraco fallido en 2011, Uwe Mundlos y Uwe Böhnhardt se suicidaron, y una semana después, Beate Zschäpe se entregó. El hecho de que tardasen 11 años en capturar a dicho grupo causó una gran polémica en Alemania, ya que la policía siempre calificó a los asesinos como miembros de mafias extranjeras, y nunca como terroristas de extrema derecha, y todo se volvió aun mas turbio cuando se descubrió en 2012 que la policía y los servicios de inteligencia alemanes (BFV) habían eliminado pruebas y datos que señalaban a los terroristas, acto que reconoció Jörg Ziercke, el jefe de la oficina de investigación criminal (BKA), ademas, Andreas Temme, un agente del BfV de Hesse al que sus compañeros llamaban el “pequeño Adolfo”, se encontraba en la escena del crimen cuando un ciudadano turco fue asesinado de un disparo en la cabeza a quemarropa, pero no informó del hecho ni fue detenido.

El director de la BFV, Heinz Fromm, dimitió a raíz del descubrimiento de tales actos.

Rubenish
Amante de la Historia y de la filosofía. En ocasiones veo muertos, sobre todo en libros.