Unión Europea

Austria podrá declarar el “estado de emergencia” por inmigración

Este miércoles se ha aprobado una ley promovida por los partidos del gobierno (Populares y Socialdemócratas), que permitirá al Ejecutivo declarar el “estado de emergencia” por inmigración.

La ley prevé que se pueda declarar el estado de excepción durante seis meses y que pueda ser extendido hasta en tres ocasiones, de forma que se bloquease la entrada de personas refugiadas y se prohibiese la demanda de asilo por parte de ciudadanos de países vecinos en los que no existan conflictos. También se limita el periodo de asilo a tres años y una vez superados se comprobará la situación de los conflictos por los cuales demandaron la protección, revocando el derecho al asilo si estos hubieran terminado. Además de esto, la ley prevé no reagrupar a las familias para agilizar así las deportaciones, ya que las deportaciones colectivas no están permitidas en la UE.

A estas medidas se han opuesto los partidos de la oposición (Los Verdes, los liberales NEOS y los ultranacionalistas FPÖ) y cuatro diputados Socialdemócratas, además la líder de Los Verdes, Eva Glawischnig, ha manifestado que esta ley supone “la eliminación del derecho a asilo”, opinión a la que se ha sumado la Iglesia Católica tildándola de “inaceptable”.