Estado Español

Guanyar Alacant exige la dimisión a su edil Nerea Belmonte

Tras una semana frenética después de conocerse la noticia de que la concejala de Vivienda y Acción Social del Ayuntamiento de Alicante, Nerea Belmonte, adjudicó contratos municipales a empresas de dos compañeros de partido, la Asamblea del partido instrumental del que ella es concejala, Guanyar Alacant, ha aprobado con el 76% de los votos exigir su dimisión.

La noticia pilló a Belmonte de viaje en Andorra, que sólo pudo exponer su versión a través de un comunicado a los medios. Los partidos políticos esperaron a su declaración entonces. Cuando llegó de vuelta a Alicante, Belmonte concedió una rueda de prensa en la que admitió que había contratado desde su concejalía a TechData, empresa propiedad de dos compañeros de su partido (Podemos) por un valor de más de 15 000 €. Además, coincide con que TechData fue creada en agosto de 2015, justo dos meses después que el nuevo gobierno municipal del que ella forma parte echara a andar. En la rueda de prensa, no obstante, se justificó alegando que se trataba de un “error estético” o “de novata” y que todo el procedimiento fue legal.

Lo cierto es que la contratación no estuvo alabada por un informe técnico, sino que, en palabras de la concejala, la recomendación por parte de los técnicos de contratarla y no tener en cuenta otras fue verbal. El PSPV y Compromís ya pidieron su dimisión; es decir, 2 de los 3 socios del tripartito de gobierno. Guanyar Alacant, por su parte, encargó a su Comisión de Garantías que hiciera un informe para ver qué faltas éticas podía haber cometido Belmonte e identificaron en hasta 4 apartados: No perseguir indicios de fraude o corrupción (3.11), aceptar regalos (3.2), contratar con una empresa recién creada (3.7) y participar en la adjudicación de contratos municipales (3.8). Tras la lectura del informe y tras un pequeño debate, se procedió a la votación y el resultado fue el de 33 votos a favor de la dimisión (76%) frente a 9 en contra y una abstención. El vicealcalde de Alicante y portavoz de Guanyar, Miguel Ángel Pavón, aseguró a los medios de comunicación tras la votación que “lo que ahora procede es que Nerea acate la decisión de la asamblea”.

Justo después de conocer la noticia de la decisión de Guanyar, el alcalde Gabriel Echávarri (PSPV) anunció que daba de plazo a Belmonte hasta el martes de la semana que viene para que dimitiese. Si, llegado el martes, no lo ha hecho aún, Echávarri le quitará su sueldo como concejala de gobierno y, por tanto, sus competencias, pasando al grupo de no adscritos. El dirigente de Podemos a nivel autonómico y portavoz del grupo parlamentario en Les Corts Antonio Montiel también coincidió con la tesis de Guanyar, alegando que Belmonte debía ceder el acta y que esperaba que no se convirtiera en una “Peremarch 2.0”, en alusión a la diputada autonómica de Podemos Covadonga Peremarch que, tras ser inhabilitada por haber participado en el pucherazo electoral de las primarias del partido en Alicante, se negó a ceder su acta, pasando al grupo de diputados no adscritos.